Europa es pionero en tecnología